La juventud a la cabeza de las luchas: ¡Un llamado a construir el partido de la revolución!

Miles de personas salen a las calles de Chile, de Estados Unidos, de Europa, con el aumento de la represión y la baja en la calidad de vida. Mientras, una pandemia que mata a miles de personas es excusa de las empresas para despedirnos y bajarnos los sueldos. Los jóvenes, además, empezamos a ver como mientras tenemos clases en línea, la economía mundial entra en una enorme crisis y nuestro futuro se ve más afectado que nunca.

Escrito por Katia

Nosotros, que vemos al capitalismo lucrar con un virus que afecta a nuestros padres y abuelos, una salud que se basa en recaudación de dinero y el aumento de la represión en las calles, incluso a quienes no tienen hogares a los que ir cuando el gobierno dice “quedate en casa”. Vamos en ómnibus atestados hasta la puerta, sin ningún respeto de la distancia social que tanto promueve el gobierno, mientros ellos viajan en los mejores autos y se quedan en sus casas con todas las comodidades.

¿Cuántos liceales no tienen internet para estudiar? ¿Quién garantiza la calidad de vida para que realmente podamos sentarnos a leer? Y ahora que volvimos a las aulas, ¿dónde están las garantías que prometieron? Si los salones ya estaban en ruinas y en invierno eran insoportables, imaginemos durante una pandemia donde precisamos distancia social.

En las calles y con los trabajadores

Por eso, salimos a las calles cuando es necesario decir basta a ese sistema que no nos deja cumplir con ninguna medida de seguridad, no nos asegura la salud ni el trabajo digno o la calidad de los medios para la educación. Cuando cientos de personas se hicieron presentes en las calles contra la LUC, los jóvenes estuvimos ahí, haciendo frente a un proyecto de ley que nos quita seguridades, trabajo, calidad de vida y solo nos suma más represión.

Pero esto no es algo totalmente nuevo. La Ley de Faltas que hoy permite que persigan a gente sin hogar en las calles se votó en el gobierno del Frente Amplio. Las conquistas conseguidas en los últimos años fueron producto de las luchas y no de un gobierno con un presidente que vetó el aborto sin pensar en la vida de miles de mujeres.

Contra la violencia hacia sectores LGBT, mujeres, negros y por la defensa de los jóvenes obreros precarizados : ¡construyamos el partido que tire abajo este sistema!

Pero así como los jóvenes en Chile y en Estados Unidos hacen sentir sus voces, es necesario pensar cómo vamos a continuar esas luchas. Pensemos en los jóvenes de Mayo del 68, ¿cómo se continúa una lucha histórica? Para eso necesitamos organizarnos. Tener un partido fuerte que mantenga en el tiempo las reivindicaciones, donde podamos juntarnos a discutir, a poner sobre la mesa nuestras ideas y llevar a las calles nuestras consignas. Donde podamos estudiar las luchas pasadas y preparar las presentes y futuras. Solamente con un partido internacional podremos unir todas esas luchas del mundo, que son también nuestras.

Nuestra invitación es a que te acerques a nosotros para formar un partido donde podamos tirar abajo este sistema que hace eco a las opresiones a mujeres, negros, población LGBT, para poder explotarnos y quitarnos derechos. Un sistema que utiliza las tercerizaciones y los contratos chatarra para pagar menos a los jóvenes y no garantizar la seguridad mínima, como ocurre por ejemplo con los delivery que arriesgan su vida al salir a la calle por un sueldo de miseria. Desde Izquierda Socialista de los Trabajadores queremos que te acerques y discutas con nosotros sobre todo eso que nos pasa a los jóvenes y cómo podemos luchar para dar continuidad a todas esas movilizaciones a la par de nuestros hermanos del mundo entero.