Las problemáticas de los trabajadores tercerizados de OSE

Desde nuestra prensa Rebelión, charlamos con trabajadores tercerizados de OSE e integrantes del Sindicato de Tercerizados de OSE, quienes exponen la problemática de los contratos chatarra en la OSE y el Estado. 

Federico: ¿Que problemáticas están sufriendo los trabajadores tercerizados?

 – Bueno, la tercerización entendemos, no es nada nuevo en los entes públicos de nuestro país. Por ende la situación de vulnerabilidad laboral que afecta a los trabajadores que estamos bajo esta modalidad de contratación, tampoco es nueva.

Los reclamos que los trabajadores tercerizados llevamos adelante por diferentes medios, tampoco son nuevos, y no han sido nunca escuchados por las autoridades, que hacen la vista a un lado de esta situación a la hora de tener que brindar soluciones favorables para los trabajadores.

Mucho tendríamos que extendernos en explicarle a los lectores lo que significa una tercerización, lo perjudicial que es la situación para el trabajador. La precariedad laboral, bajos salarios, condiciones laborales no adecuadas para llevar adelante las tareas que se desempeñan, la libertad que este sistema le otorga a las jefaturas de los entes públicos para llevar adeante un acoso laboral constante hacia el trabajador, y por otro lado las grandes ganancias que genera para las empresas contratantes.

Muchos quizá se puedan preguntar, ¿por qué si no están conformes con dicha situación laboral, un trabajador de hoy accede a trabajar en dichas condiciones? A lo cual nuestra respuesta sería muy amplia, ya que la misma no englobaría solo la situación de las tercerizaciones, sino que estaría enfocada también en lo que tiene que ver hoy con la desvalorización de la formación de los trabajadores en el mercado laboral por parte de las empresas tanto públicas como privadas.

Es sabido, por cualquier trabajador de hoy, que no alcanza con tener un nivel educativo terciario, conocimientos comprobables para el puesto que se postula a ocupar, buena voluntad para la tarea, nada de ello alcanza para poder acceder a un buen trabajo donde todo ello sea valorado. Esto lleva, por consecuencia, a que muchos de los jóvenes de hoy, que aspiramos a capacitarnos para ocupar un puesto laboral acorde a nuestra formación, se nos retribuya con un salario de hambre y peor aun, en el caso de las tercerizaciones, con contrataciones precarias, en las cuales no es tenida en cuenta, entre otras cosas, la verdadera antiguedad laboral en el desempeño de la tarea, perdiendo como consecuencia, muchos de los derechos que cualquier trabajador debería tener como tal.

Particularmente en Ose, es cada vez más preocupante. La experiencia desde la cual conocemos la situación en dicho ente, es ya de muchos años. Desempeñamos nuestra tarea en el área de medición y notificación como toma consumo. En los años que estamos en ese sector hemos visto de las peores situaciones que cualquier trabajador puede enfrentar. Malos tratos por parte de la jefatura del sector, persecución laboral, acoso psicológico, negación de flexibilidades horarias para todos aquellos que buscamos continuar nuestros estudios, punto este último que entendemos como una violación por parte del ente al derecho de cualquier ciudadano a formarse y capacitarse para su desarrollo personal. Actitud que entendemos también un tanto contradictoria y preocupante, ya que muchas veces se escucha desde las autoridades del estado, la promoción mediante políticas públicas a que los jóvenes busquemos formarnos para un mejor desarrollo de la sociedad toda y no caigamos reenes de estas situaciones laborales. Pero éste ente público (OSE), parece niega esta posibilidad a sus trabajadores.

Esta situación claramente lleva a que el trabajador no soporte más la situación y se vaya sin derecho a reclamar nada, lo cual podría ser considerado un despido indirecto, pero el ente sabe implementar sus estrategias para que esto no sea considerado de esta manera. Han sido muchas lps trabajadores que han experimentado esta realidad que describimos, por lo que muchos pueden ser los testigos de ello.

Federico: ¿La tercerización juega en contra de la organización sindical?

Si, claramente. Entendemos que es algo que lleva implícito el sistema de tercerización. El hecho de que el tipo de contratación sea a término, (a un año o a dos), tiene como consecuencia grandes dificultades a la hora de que los trabajadores podamos organizarnos sindicalmente, con el objetivo de hacer valer nuestros derechos y reclamar contra las injusticias que plantea este sistema de trabajo ya que si el trabajador no es absorbido por la nueva empresa contratante, sos cesado del servicio sin derecho a reclamo alguno.

Cada nueva licitación supone una oportunidad para que tanto, las empresas como el ente contratante, puedan manipular; los salarios, el tipo de contratación, las condiciones de trabajo y claramente también la organización sindical, pudiendo de este modo despedir a los “revoltosos” como se nos considera a todos aquellos que peleamos por nuestros derechos. Esto conlleva a que los trabajadores debamos redoblar esfuerzos con la finalidad de mantener la unidad y cohesión necesarias para la lucha.

Esta gran libertad que logran tener los superiores del ente contratante, es demostrada y llevada adelante mediante medidas antisindicales, coercitivas que generan el temor en los trabajadores a la hora de querer organizarse.

Este sistema, permite que se juegue con las necesidades de los trabajadores, teniendo muchas veces éstos, que resignarse ante los abusos de autoridad y faltas de respeto constantes, por parte de funcionarios del ente que piensan ser: “trabajadores” a otro nivel de jerarquía en la escala laboral y social: y no son más que agentes (sin conciencia o con ella) de reproducir las desigualdades sociales que el sistema escupe desde su podredumbre.

Federico: ¿Cómo te parece que podría tomar fuerza la lucha por sus reclamos?

Entendemos antes que nada, y como medida urgente y fundamental de cualquier organización sea sindical o no sindical, la búsqueda de unidad y la lucha continua de todos los trabajadores para que ésta pueda lograr sus objetivos.

Han sido muchos los esfuerzos que venimos llevando adelante ante esta situación perversa de tercerización. Muchas gente que ha quedado por el camino y quizá seguirá quedando. Pero seguimos aguantando y luchando por los derechos de todos los trabajadores y contra los diferentes maltratos recibidos por parte tanto, de las empresas contratantes como del estado, a través de este modo de contratación, que solo lleva al beneficio de los que más tienen y perjudican a los trabajadores, que son el motor laboral.

Desde nuestra organización sindical, seguiremos en la lucha y reclamos con la finalidad de conseguir que esta situación se termine, con un resultado favorable para todos. Hoy día somos muchos, en diferentes entes del estado que padecemos esta situación de precariedad laboral en la cual diferentes empresas contratantes se llevan grandes ganancias a costa del esfuerzo de los trabajadores.

Los invitamos a todos los trabajadores y trabajadoras tercerizados y no tercerizados, sindicatos públicos y privados a unirse a nuestra lucha para que nuestros reclamos sean escuchados, ya que entendemos como mencionamos anteriormente, que la unidad entre los trabajadores es la que lleva a la lucha y a los logros.

Por una mejor situación laboral para todos los trabajadores,

Porque se escuchen nuestros reclamos,

NO más abusos e injusticias !

NO más tercerizaciones !

NO más contratos chatarrras !