Foto-IST

Salgamos a las calles sin depositar confianza en la justicia machista y burguesa

El 25 de noviembre se realizará una nueva jornada contra la violencia machista en Uruguay y lamentablemente la situación no ha mejorado en nada. Se cuentan a la fecha 23 asesinatos de mujeres, siete más que en el mismo período del año pasado, según datos de La Diaria. En octubre, una mujer fue encontrada enterrada en un baldío de Salto y su pareja admitió el crimen. A pesar de las denuncias por violencia que había hecho no regía ninguna restricción. Unas semanas antes había sido asesinada otra mujer en Sayago, apuñalada por su pareja frente a la hija de ambos.

En Uruguay tenemos, hace solamente algunos años, una ley contra la violencia hacia las mujeres. Pero a pesar de que en los papeles nuestro país es “avanzado” en la temática, en los hechos no sirve de nada si no hay presupuesto para la aplicación y además la justicia termina haciendo caso omiso a su existencia.

Una justicia que no está de nuestro lado: el caso Carolina

En 2018 Carolina Vivero fue asesinada de 19 puñaladas por su pareja. La información recabada en la investigación, así como los mensajes de texto y testimonios de allegados demuestran que ella quería separarse. Esa iba a ser la noche de la separación, pero el asesino decidió encerrarla y matarla, acudiendo la madre de la víctima quien lo vio en plena escena. A pesar de todos estos datos y el hecho de que nunca negó la autoría, la justicia decidió no tipificar como femicidio.

Esto repercute en las cifras nacionales sobre femicidios. Cuando se haga el conteo anual de muertes aparecerán menos, dado que solamente aparecen las que son tipificadas según la ley. Por lo tanto, tenemos que tener en cuenta que el número real de femicidios es mucho mayor al presentado públicamente. Es un ocultamiento de la justicia y un maquillaje de los números, siendo que cada vez corremos más peligro.

Y el presupuesto, ¿para cuándo?

A pesar de que esa ley existe desde 2017 aún no se ha dado el presupuesto suficiente para aplicar los puntos más importantes, tanto bajo gobierno frenteamplista como el actual gobierno multicolor. Aún no hay juzgados especializados que atiendan los casos, no hay suficientes lugares para las mujeres que deben dejar sus hogares y atención especializada constante para las víctimas.

Las mujeres debemos salir a las calles para gritar ¡Basta de femicidios! ¡Presupuesto ya para prevención y acompañamiento de las víctimas! Pero sabemos que la verdadera solución está en la caída del capitalismo y la lucha junto a nuestros compañeros trabajadores. Por eso te invitamos a acompañarnos en esta pelea.

Previous post Defensa de la educación Pública
Next post Intransigencia Patronal: Paro de FOICA